Casa de Aragón: descubriendo el recetario clásico de la cocina aragonesa

8 junio, 2017

Hace un par de semanas pudimos disfrutar de una cena ma-ra-vi-llo-sa en Restaurante Casa de Aragón: un restaurante de toda la vida, cómo no, de comida típica de la comunidad aragonesa.

Hace unos meses, quisieron dar un giro a su propuesta, empezando por la decoración del espacio –ahora, mucho más chic de cómo era entonces- y siguiendo con su oferta gastronómica. La cena nos encantó. Y no solo por la compañía, que también, sino por el menú. Así que, lectoras y lectores, desabróchense los cinturones –sí, desabróchenselos- porque aquí empieza un gran festín:

Para ir abriendo boca, unas patatas bravas. Todo un clásico. ¡Pero bravas, bravas! Con un toque de sésamo muy especial. Muy diferentes a cualquier otra patata brava y súper sabrosas.

Patatas bravas en Casa de Aragon

Seguimos con una longaniza de Graus con hummus que quita el sentido. Sin duda, una de las estrellas de la noche.

Longaniza con hummus de Casa de Aragon

Y después, el plato preferido de rica: cardo aragonés con salsa de almendras, un plato de la tierra muy típico en invierno. De Navidad, más concretamente. Por cierto, antes de seguir, tenéis que saber que la familia de Rica es medio mañica, así que la jota corre por sus venas. “¡Qué bueno! Me recuerda al que hace mi abuela en Nochebuena”. La verdad, es que estaba increíble, muy suave y rico de sabor. “Rico, no. Riquísimo”, apuntilló Rica. Con todo el respeto al de Doña Josefina, por supuesto…

Cardos con salsa de almendras en Casa de Aragon

Al rato, llegaron con una albóndigas de trufa negra. Brutales. Brutales de textura –muy tiernas y jugosas- y brutales de sabor – con el característico sabor y aroma de la trufa-. Un diez.

Albondigas de Casa de Aragon

Y cómo no, un pollo al chilindrón. No podíamos salir de aquí sin probar la receta más famosa de la cocina aragonesa. Y solo os diremos una cosa: esa salsita será la culpable de que el cinturón no te vuelva a abrochar.

Muslo de Pollo al chilindron en Casa de Aragon

Para rematar, dos postres: tarta de queso

Tarta de queso con helado de frambuesa en Casa de Aragon

… y torrija con helado. Ya sabéis que, en esto del dulce, nunca nos parece suficiente. Y os recomendamos que no paséis de ellos en vuestra visita.

Torrija de Casa de Aragon

Si quieres disfrutar de una comida casera con un regusto maño, no dudes en ir de vista a Casa de Aragón, porque merece mucho la pena. Estamos convencidas de que la Virgen del Pilar lo aprobaría. El precio medio ronda los 25€/30€.

¡Comparte este post con sabor a chilindrón!

Rica y Chula: descubre, come, ríe.

 

    leave a comment

Post Recientes